El Consejo de Derechos Humanos renueva el mandato del Grupo de trabajo de Naciones Unidas sobre empresas y derechos humanos

París, 27 de junio de 2014.- Luego de haber adoptado ayer una decisiva resolución hacia normas vinculantes sobre las empresas y los derechos humanos (ver comunicado de prensa), esta mañana el Consejo de Derechos Humanos adoptó una segunda resolución que prolonga el mandato del Grupo de trabajo de Naciones Unidas sobre las empresas y los derechos humanos.

Adoptada por consenso, esta resolución subraya la necesidad de poner en práctica los Principios Rectores de Naciones Unidas sobre empresas y los derechos humanos (UNGPs), y renueva el mandato del Grupo de Trabajo encaminándolo a promover en los Estados el establecimiento de planes de acción nacionales para poner en práctica los Principios Rectores.

La FIDH saluda esta resolución y hace un llamado a los Estados a adoptar planes de acción nacionales robustos y de avanzada, que incluyan medidas legislativas y políticas destinadas a asegurar que los Estados respeten sus obligaciones extraterritoriales en materia de derechos humanos, que pongan en práctica mecanismos de seguimiento y de control, así como medidas que aseguren el acceso de las víctimas a instancias de reparación. La FIDH se congratula que la resolución ponga énfasis en la necesidad que el Grupo de Trabajo redoble sus esfuerzos por brindar orientaciones para la elaboración y la puesta en marcha de planes nacionales de acción para el acceso a reparaciones jurídicas y no jurídicas.

La FIDH seguirá colaborando con el Grupo de Trabajo y lo invita a adoptar una actitud proactiva en la interpretación de su mandato, a responder a las comunicaciones que le presentan los titulares de derechos u organismos de la sociedad civil, y a formular recomendaciones para las empresas y los Estados, incluyendo los Estados de origen de las multinacionales.

La FIDH se congratula por la adopción de estas resoluciones en la 26ava sesión del CDH sobre empresas y derechos humanos, las cuales se complementan y refuerzan mutuamente. A pesar que la resolución adoptada hoy reconoce el rol ejercido por la sociedad civil, la FIDH lamenta que ninguna de ellas haga referencia al llamado de las ONG (en inglés) para brindar una atención urgente a los riesgos que corren los defensores de derechos humanos que denuncian los abusos de las empresas, y particularmente los defensores de los derechos de la tierra y el medioambiente, quienes son cada vez más, víctimas de criminalización y represión. La FIDH hace un llamado al Grupo de Trabajo a prestar especial atención a los defensores, tal como está reconocido en su último informe presentado al Consejo de Derechos Humanos.

Leer más
impact