[INFOGRAFÍAS] Siria : Las decapitaciones de Daesh no deben hacernos olvidar los crímenes del régimen

13/03/2015
Comunicado
en es fa fr

Este conjunto de cinco gráficos compilan la información recopilada por la organización asociada a la FIDH en Siria, el Centro de Documentación de Violaciones (VDC). VDC ha estado registrando las muertes, detenciones y desapariciones desde marzo de 2011, cuando las primeras protestas tuvieron lugar en la ciudad de Deraa. Trabajando con una red de activistas sobre el terreno en Siria, así como fuera del país, VDC ha documentado 130.035 muertes y 60.424 casos de detenciones y secuestro como resultado del conflicto. Si bien las estadísticas de VDC son fiables, sus cifras no son exhaustivas. El último informe de la ONU estima que el número total de muertos es de al menos 220.000.

VDC ha registrado meticulosamente la identidad de los muertos y detenidos, incluyendo su nombre, edad, sexo, ubicación y estado civil. . Más importante aún, VDC ha recogido información sobre los grupos responsables de estas muertes y desapariciones, así como la causa de cada muerte registrada. Los gráficos siguientes muestran cuatro años de datos, ayudándonos a comprender mejor la dinámica de la violencia en Siria.

Metodología :

VDC utiliza una combinación de trabajo de campo e investigación documental para recopilar su información, que luego es validada según tres etapas. Primero, los activistas de campo VDC, situados en diferentes regiones de todo el país, visitan regularmente hospitales de campaña, cementerios, medios de comunicación y a las familias de las víctimas. A continuación, informan sobre sus hallazgos, incluyendo fotos y videos recopilados, al equipo de administración VDC. Por último, los verificadores de VDC envían los informes finales a los activistas en terreno una última vez, para asegurarse que toda la información sea exacta.

Como VDC señala en su sitio web, la situación de seguridad en el terreno hace que el trabajo de sus activistas allí sea extremadamente difícil: familiares de las víctimas temen represalias por dar información, y los cortes de energía regulares dificultan la comunicación.

Leer más
communique