Carta abierta a las autoridades: Preocupación por la muerte del Sr. Antonio Smith y la detención arbitraria del Sr. Jaime Caballero

04/08/2010
Comunicado

Carta Abierta al Sr. Ricardo Martinelli,
Presidente de la República de Panamá

Re: Preocupación del Observatorio frente a la muerte del Sr. Antonio Smith y a la detención arbitraria del Sr. Jaime Caballero

Su Excelencia,

El Observatorio para la Protección de los Defensores de Derechos Humanos, programa conjunto de la Organización Mundial Contra la Tortura (OMCT) y de la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH), desea expresarle por medio de la presente su preocupación frente a la muerte del Sr. Antonio Smith, dirigente del Sindicato de Trabajadores Bananeros Independientes de Changuinola (SITRAPBI), y la detención y posterior liberación del Sr. Jaime Caballero, Subsecretario General del Sindicato Único Nacional de Trabajadores de la Industria de la Construcción y Similares de Panamá (SUNTRACS), durante la huelga que se inició en la provincia de Bocas del Toro el 2 de julio de 2010 para protestar contra la recientemente aprobada Ley 30, conocida como “Ley 9 en 1”. Esta Ley, según los huelguistas, lesionaría derechos fundamentales como el derecho a la huelga y a libertad sindical y atentaría también contra los derechos ambientales.

Según la información recibida, el 8 de julio de 2010 se iniciaron fuertes actos de represión en contra de la huelga de los trabajadores que comenzó el 2 de de julio de 2010 en la Provincia de Bocas del Toro. En el transcurso de esta represión resultó muerto el Sr. Antonio Smith, supuestamente de un disparo a quemarropa. Además, durante y posteriormente a la represión se reportaron heridos y varios detenidos, incluso más de una decena de dirigentes sindicales.

El 10 de julio de 2010, en el contexto de esta huelga, fue detenido en su residencia, en el distrito de David, Provincia de Chiriquí, el Sr. Jaime Caballero, quien fue trasladado a la sede de la Dirección de Investigaciones Judiciales (DIJ) de ese mismo distrito. De acuerdo con las declaraciones del Sr. Caballero, en el momento de la detención, no se le comunicaron los cargos en su contra. Además, el Sr. Caballero habría sido trasladado en avión militar esa misma noche a la DIJ del corregimiento de Ancón, ciudad capital de Panamá y no sería hasta la noche del día siguiente a su detención y una vez en ciudad de Panamá que las autoridades pusieron en su conocimiento que se le acusaba de atentar contra la seguridad colectiva y el transporte por haber asistido supuestamente a una reunión el 24 de junio de 2010 en ciudad de Panamá para atentar contra el Canal de Panamá, junto con otros dirigentes sindicales y sociales. El Sr. Caballero, quien niega haber participado en la supuesta reunión, fue liberado el 15 de julio de 2010 a las 6:45 pm por instrucción de la Corte Suprema de Justicia a la Fiscalía Auxiliar de la República, luego que los abogados del SUNTRACS interpusieran varios recursos jurídicos y que el sindicato organizara diversos mítines para presionar su excarcelación. Sin embargo, el proceso en su contra sigue abierto.

El Observatorio ha conocido que la huelga, que se dio por finalizada el 11 de julio de 2010 después de lograrse un acuerdo en el que su Gobierno se comprometió a suspender los efectos de los artículos 12,13 y 14 de la Ley N°30 así como a proceder a la liberación lo de los detenidos en Bocas del Toro, con la promesa de que no serían procesados ni sancionados, se saldó lamentablemente con al menos dos muertos, numerosas órdenes de detención, que habrían sido posteriormente anuladas y un uso excesivo de la fuerza policial.

El Observatorio condena la muerte del Sr. Antonio Smith así como la detención arbitraria del Sr. Jaime Caballero y teme que estos actos estén motivados en razón de sus actividades como defensores de derechos humanos.

En línea con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), el Observatorio recuerda que “el Estado panameño tiene el deber de investigar los hechos violatorios de derechos humanos con arreglo al debido proceso, hasta su pleno esclarecimiento, así como juzgar a los responsables y reparar las consecuencias de las violaciones”[1].

El Observatorio le llama a Usted, Sr. Presidente Ricardo Martinelli, y a las más altas autoridades de su país a que se tomen todas las medidas más apropiadas para reparar a la familia del Sr. Smith así como a garantizar su seguridad y la integridad física y psicológica y la del Sr. Caballero y a poner fin a todo tipo de hostigamiento - incluso judicial - en contra de los defensores de derechos humanos de conformidad con la Declaración sobre los Defensores de los Derechos Humanos, adoptada por la Asamblea general de la ONU el 9 de diciembre de 1998, y en general con los instrumentos internacionales de derechos humanos.

Confiando en su compromiso con los derechos humanos y agradeciendo su atención a la presente, nos suscribimos de Usted muy respetuosamente.

Souhayr Belhassen

Presidente de la FIDH

Eric Sottas

Secretario General de la OMCT

 [1]

Leer más
communique