Brasil debe investigar las actividades ilegales de espionaje e infiltración que comprometen a la empresa Vale S.A.

24/10/2013
Comunicado
en es pt

Hoy en una audiencia pública interactiva en la Comisión de Derechos Humanos y Legislación Participativa del Senado Federal, la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH), Justiça Global y la Red Justiça Nos Trilhos solicitaron que no queden en la impunidad las presuntas actividades ilegales de espionaje e infiltración de la empresa Vale S.A. en contra de movimientos y organizaciones sociales.

A partir de 2008 y hasta la fecha, Vale S.A. habría mantenido una red de inteligencia para espiar a numerosas organizaciones sociales en los Estados de Río de Janeiro, Espírito Santo, Minas Gerais, Pará y Maranhāo. Habría realizado esta labor a través de escuchas telefónicas, interceptación de correos electrónicos, levantamiento de informaciones del INFOSEG (sistema del Estado brasileño que reúne datos personales de seguridad sobre procesos judiciales y mandados de prisión), informaciones bancarias y declaraciones de renta, realización de informes de inteligencia y obtención de información por parte de funcionarios públicos a cambio de gratificaciones. También habría contratado los servicios de empresas privadas de inteligencia para infiltrar dichas organizaciones. En particular, Vale S.A. habría contratado agentes de la Agencia Brasilera de Inteligencia (ABIN), conformada por ex-militares y heredada de los servicios de inteligencia de la dictadura, para formar personal para infiltrar a la Red Justiça Nos Trilhos y al Movimiento de los Trabajadores Rurales sin Tierra (MST).

Ante esta situación, la Comisión de Derechos Humanos y Legislación Participativa del Senado Federal de Brasil convocó una audiencia hoy, en la que participaron el Ministerio de Justicia, la Secretaria Especial para los Derechos Humanos, el Ministerio Público, el testigo principal con su abogado, Justiça Global, Justiça Nos Trilhos y la FIDH. Vale, a pesar de ser invitada, no participó.

Javier Mujica, encargado de misión de la FIDH, declaró: “Nos parece lamentable que Vale no se haya presentado a una audiencia tan importante. Le volvemos a solicitar a Vale que tome todas las medidas para que estas actividades ilegales de interceptación e infiltración no sigan ocurriendo.”

Por su parte, Gabriel Strautman, de Justiça Global, afirmó: “El Estado brasileño debe proteger a sus ciudadanos contra las violaciones a sus derechos humanos cometidas en su territorio por las empresas, así como el de adoptar las medidas apropiadas para prevenir, investigar, castigar y reparar esos abusos, según los Principios Rectores de Naciones Unidas sobre las empresas y los derechos humanos.”

Sobre la audiencia de hoy Danilo Chammas, de Justiça Nos Trilhos, declaró: “Acogemos con satisfacción la seriedad con la que la Comisión de Derechos Humanos y Legislación Participativa del Senado Federal tomó las acusaciones contra Vale.” Efectivamente, ésta se comprometió a solicitar acciones efectivas de los diferentes actores del Estado responsables de la investigación de los hechos, comunicar con todas las autoridades competentes y solicitar a la Comisión Parlamentaria de Investigación sobre espionaje del Congreso Nacional que no sólo investigue sobre las actividades de espionaje interestatal, como el escándalo de PRISM, sino también sobre las actividades de espionaje realizadas por Vale.

Leer más
communique